¿Qué es y cuáles son sus funciones?
Se le llama “nervio neumogástrico” mejor conocido como “nervio vago”, llamado así por su recorrido largo desde el cráneo hasta el colon. Y su relación entre el sistema respiratorio, sistema digestivo y sistema nervioso. Pasan fibras nerviosas de este nervio por la zona de la garganta, los pulmones, el corazón y los órganos digestivos.

Funciones del nervio vago:
Regula el ritmo cardiaco, mantiene nuestra respiración, hace intercambio de sustancias químicas en nuestro organismo y es el responsable de nuestra digestión. Regula el sueño. Es como el “controlador de vuelo “ de nuestro organismo.

También se le llama “el nervio de la compasión” ya que es el que te hace sentir en el pecho la sensación de calor o estremecimiento cuando nos abrazan o nos conmueve algo. Es el que da el “instinto” que es una conducta innata e inconsciente que se transmite desde el cerebro a través del nervio vago. Y es el que produce el nerviosismo o la calma.
Cuando existen conductas a nivel emocional como la ira, la ansiedad, el enojo, la tristeza, la depresión, el miedo, desmotivación, apatía, mala memoria, sin razón aparente, puede ser que estemos pasando por una crisis del nervio vago y esté irritado.

El nervio vago y el estrés:
El estrés crónico reduce la actividad del nervio vago, lo hace disfuncional lo cual puede influir mucho en nuestro sistema inmune.

Formas de estimular al nervio vago:
• A través de la alimentación: comiendo vegetales, frutos secos y frutas, evitar cualquier derivado del trigo, aceites vegetales oxidados, evitar el azúcar refinada, los lácteos, la comida procesadas.
• Trabajar con la respiración consciente (pranayama), la relajación y la meditación.
• Practicar yoga (ayudará a quitar bloqueos de tensiones en el cuerpo y aumentara tu capacidad de respiración además de calmar la mente y sacarte de estados de estrés).
• Poner un paño humero o fresco sobre la cara.
• Beber un vaso de agua fría deprisa.
• Bostezar.
• Suspirar.
• Inhalar profundamente hasta expandir el abdomen (respiración diafragmática).
• Estirarte por las mañanas al despertar.
•Terapias de sonido .
Si se estimula en nervio vago constantemente se puede conseguir reparar algunos órganos, mejorar la presión arterial y el ritmo cardiaco, mejora el sistema inmune y algunas de las enfermedades entran en remisión aumentando la función inmunológica, modula el sistema nervioso, ayuda a reducir la ansiedad, el estrés y la depresión.
Bibliografia:
• Accessing the healing power of the Vagus nerve – Stanley Rosenberg / North Atlantic Books .

Laura Smith es maestra e investigadora en Yoga Espacio, imparte clases de yoga restaurativo y nivel fundamentos. Parte del equipo de maestros de la Especialización de Yoga restaurativo.

Gracias por compartirnos!

Deja un comentario

avatar
  Subscribe  
Notify of