Postura de la media luna con giro

Parivrtta: con giro, Ardha: mitad, Chandra: luna o resplandor

Por Jñana Dakini, autora del libro: “Acércate al Yoga”.

Hay dos cualidades que si se  aplican en las Asanas y en cualquier actividad de la vida, nos darán un sentido de renovación  no solo físicamente sino también mental y emocionalmente. Estas dos cualidades son lalita y chanda. Lalita es la cualidad de diversión y juego  y chanda es interés con curiosidad. Los niños constantemente aplican estas cualidades: se interesan en algo y se divierten explorando. Parivrtta Ardha chandrasana  es una postura que debe practicarse con interés y sentido de juego y exploración, no  buscamos la forma perfecta sino el juego del equilibrio, la fortaleza y la suavidad.

EN QUÉ MOMENTO PRACTICARLA

Después de haber practicado algunas cuantas posturas de pie como Parsovottanasana (flexión de la cadera al frente con una pierna enfrente y otra atrás) y  Parivrtta Trikonasana, (el triángulo con giro).

CÓMO ENTRAR A LA POSTURA:

  • Colócate en Tadasana y lleva la pierna  izquierda hacia atrás, quedando las piernas en la postura llamada Parivrtta Hasta Padasana. Ambas piernas estiradas, ambos pies al piso y la cadera centrada al frente
  • Entra a la postura de Parivrtta Trikonasana
  • Cuando conectes con la estabilidad levanta la pierna de atrás .
  • Mantén en el equilibrio por unas 3 o 5 respiraciones, regresa a Parivrtta Trikonasana y después a Tadasana. Repite del otro lado.

QUÉ HACES MIENTRAS PERMANECES EN LA POSTURA:

  • Mantén la firmeza de la pierna de enfrente y el giro del torso mientras levantas la pierna  de atrás
  • Contrae un poco el glúteo de la pierna de atrás para mantener la pierna fuera del piso y que no se caiga hacia el piso, esto te ayudará también a estirar la rodilla y mantener el muslo fuerte.
  • Mantén la columna bien alargada desde la zona lumbar a la cervical.
  • Separa lo más que puedas la cadera del tórax para que puedas girar mejor.
  • Mantén el empuje de los dedos de la mano de apoyo contra el suelo lo cual permitirá que el torso no se venza al piso.
  • Mantén los músculos abdominales firmes y largos.
  • Observa que el giro no produzca tensión en la zona lumbar ni en el cuello.

BENEFICIOS

  • Proporciona movilidad a los músculos mas profundos de la columna vertebral como los rotadores, multíidos, erectores de la columna y mantiene la movilidad de las articulaciones intervertebrales.
  • Promueve la flexibilidad de la cadera.
  • Tonifica los músculos de las espalda y los músculos abdominales.
  • Desarrolla sentido del equilibrio y concentración.
  • Es divertida y genera concentración y sentido de logro

MODIFICACIONES PARA CASOS ESPECÍFICOS

  • Si la mano no llega al piso porque el torso se colapsa o no se puede alargar, colocar un bloque de madera debajo de la mano o colocar el brazo de apoyo contra el asiento de una silla.
  • Si hay tensión o dolor en el hombro del brazo que sube, no subir el brazo, solo girar el torso y colocar la mano sobre la cadera o sacro.
  • si hay tensión o dolor en el cuello, no girar la cabeza y solo  mirar  hacia abajo o al frente: barba en línea con el esternón.

 

Postura mostrada por Vero Flores (foto de portada) fotógrafo Luis Juv y Jñana Dakini (serie), Archivo de Yoga Espacio.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¡Gracias por compartirnos!

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments